El Tribunal General de la Unión Europea ha confirmado, en sus sentencias del 15 de noviembre de 2018 (asuntos T-227/10, T-239/11, T-405/11, T-406/11, T-219/10 RENV y T-399/11 RENV), las decisiones de la Comisión Europea en las que se calificó de ayuda de Estado incompatible con el mercado interior el régimen fiscal español de amortización del fondo de comercio financiero que permitía a las empresas españolas, desde el año 2001, deducirse fiscalmente el fondo de comercio financiero resultante de la adquisición de compañías no residentes.

Cabrá esperar la reacción de la Administración Tributaria española respecto a la devolución de estas ayudas de Estado si bien debe tenerse en cuenta que los fallos del Tribunal General son, una vez más, susceptibles de recurso de casación ante el Tribunal de Justicia, por lo que estaremos atentos a cómo evoluciona el tema.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInShare on Google+Email this to someonePrint this page